viernes, 29 de enero de 2010

‘Si siguen así, me obligarán a tomar medidas radicales’

No habrá golpe de derecha
El presidente Hugo Chávez fue categórico ayer durante el encuentro productivo bicentenario, cuando hizo algunos comentarios políticos y señaló que en Venezuela no habrá golpe de Estado de la derecha, pero sí pueden precipitar una rebelión de la izquierda con el apoyo del pueblo, que estaría dispuesto a comandar.
Además, repitió lo ya dicho en muchas oportunidades para quienes están pensando en tumbar a Chávez, que no se van a encontrar con el Chávez del 2002, porque ahora estaría dispuesto a ir a fondo, se supone que será con la revolución, porque esta burguesía tiene el extraño don de ser completamente apátrida y "si siguen por esos caminos me van obligar a tomar medidas radicales".
Hay un dicho que reza que "en guerra avisada no muere soldado". Pues todos los venezolanos entendemos que los grupos de la derecha no pueden seguir asesinando a los bolivarianos impunemente; no continuarán atentando contra los miembros de la Fuerza Armada, como es el caso de los guardias nacionales abaleados en Mérida; no podrán los dueños de los medios de comunicación -abusando de la plena libertad de expresión e información que garantiza el Gobierno bolivariano- continuar desvirtuando el verdadero rol de los medios en la sociedad, y convertirse en partidos políticos para comandar la lucha política contra el Gobierno y, en especial, contra el Presidente legítimo de la República; y tampoco seguirán burlándose de las leyes y el estado de derecho por muy poderosos que sean, porque la Constitución, la elemental justicia y el movimiento revolucionario señalan que las leyes son para todos en un estado de derecho y de justicia.
Si la derecha retrógrada que aspira a regresar, como son los viejos partidos de la cuarta, y los nuevos que copian sus vicios y desafueros, se lanzan a la aventura contra el Gobierno constitucional para derrocarlo, les puede pasar como dice reza famoso dicho, según el cual "fueron por lana y salieron trasquilados". En este caso, según piensa este diablo, pueden salir chamuscados.

‘Si siguen así, me obligarán a tomar medidas radicales’
El mandatario venezolano Hugo Chávez advirtió este jueves desde un acto transmitido en cadena nacional desde Miraflores, que algunos sectores intentan revivir el discurso de abril del 2002. Chávez fue contundente al decir que su respuesta “sería a fondo”.
En esta oportunidad el Presidente se refirió a un artículo de opinión titulado ‘Renacen las Esperanzas’ y firmado por Roberto Carlo Olivares, publicado en el portal de Analítica.com.
“No debemos dejar pasar esta oportunidad. Los diferentes gremios y la iglesia deben dar un paso al frente. Vivimos en dictadura y así debe ser reconocido el régimen. Ya esta bueno de medias tintas y declaraciones políticamente correctas, Chávez es un dictador y debe ser derrocado a la brevedad posible”, dice una parte de este artículo que Chávez citó hoy.
Chávez ha dicho que si este discurso se materializa su respuesta no será la misma de los sucesos de abril del 2002, advirtiendo así a “estos señores que andan llamando generales, tratando de alebrestar cuarteles… matando inocentes”.
El mandatario venezolano rechazó los hechos de violencia ocurridos en Mérida en los últimos días y que han culminado con la muerte de un joven de 15 años y dos guardias nacionales heridos.
Asimismo fustigó a los sectores de la sociedad venezolana “arrastrados al imperialismo, que ven a un yankee y se babean. A Bolívar lo odian, al pueblo lo odian”. Se refirió a lo que llama ‘burguesía apátrida’, como personas que ‘lo venezolano lo desprecian, ellos piensan en inglés, admiran al imperio”.
“Yo advierto: nadie se equivoque, la respuesta que yo comandaría sería radical a la hora de que estos sectores logren o sigan ametrallando guardias, mandando jóvenes a echarle piedra a los cuarteles, llamando a rebelión así, abiertamente”, expresó con mucha seriedad.
“Sigan como van, y van a ver… yo vengo casi de la tumba, casi de la muerte (tras el golpe del 2002) por debilidad y vi muertos aquí al frente por debilidad de un gobierno que yo dirigía, eso no va a volver a ocurrir”, indicó enfático.
“Ya por culpa de estos sectores apátridas hay dos jóvenes muertos en Mérida y unos guardias (heridos)… Si siguen por ese camino me van a obligar a tomar decisiones radicales”, reiteró.
De igual modo, hizo una distinción entre la ‘burguesía apátrida’ y la burguesía nacional’. “Aquí no se formó una burguesía nacional”, dijo.
“Ojalá contara yo con una burguesía nacional”, expresó al tiempo que apuntó que un sector de este tipo no se prestaría para utilizar recursos que son nacionales “para tratar de incendiar su propio país”.
En otro orden de ideas, Chávez le dijo nuevamente a los opositores que llamen referendo, en vez de estar “mandando” a los jóvenes a “matar o a que los maten”. Sobre el referendo dijo que “si por esa vía me sacaran, me iría tranquilito, pero por ninguna otra lo aceptaré”.

Habría que preguntarles qué defienden a los que tratan de incendiar el país”
El mandatario venezolano Hugo Chávez se refirió este jueves a las protestas que se han generado en el país en los últimos días. “Allí están algunos tratando de incendiar el país, habría que preguntarles qué defienden”, sentenció.
“Yo creo que la mayoría, sobre todo los jóvenes, no saben. Ahora, los que están detrás de ellos sí saben”, dijo el mandatario.
Dijo hoy que los estudiantes de la oposición a su gestión que protestan en las calles “son marionetas” de una “derecha fascista que busca muertos” adicionales a los dos ya registrados esta semana.
“No nos dejemos arrastrar de nuevo por estos grupos fascistas que no son solo los que están en la calles” manifestándose contra su Gobierno, porque detrás de ellos está “la derecha, el fascismo que los maneja como marionetas”, dijo en una alocución retransmitida en un enlace obligatorio de radio y televisión para tratar temas económicos.
Los dos estudiantes muertos, uno de 16 y otro de 28 años, fueron tiroteados el lunes por desconocidos en la ciudad andina de Mérida (noroeste), “ametrallados desde un autobús”, reiteró Chávez, cuando condenaban en la calle manifestaciones de estudiantes opositores en rechazo a diferentes políticas gubernamentales, entre ellas las de comunicación que han significado la salida “del aire” de emisoras.
El jefe de Estado reveló que esta madrugada y también en Mérida dos soldados fueron asimismo “ametrallados”, que uno de ellos se encuentra en estado grave, y que en la céntrica ciudad de Barquisimeto las manifestaciones opositoras llegaron anoche a las cercanías de un regimiento.
“Están buscando muertos, porque quieren tumbar al Gobierno no lo van a lograr. Están buscando violencia, muertos; buscando que un soldado pierda el control”, insistió.
Como lo ha hecho casi a diario, Chávez repitió que se trata de “el mismo plan” que terminó con su breve derrocamiento el 11 de abril de 2002.
“Están sacando otra vez las garras” quienes entonces lo derrocaron sin contar con que una contraofensiva popular y militar lo reinstalaría en el cargo dos días después, recordó.
En caso de que ahora triunfaran mediante “la intervención del imperio benefactor”, agregó con sarcasmo, Chávez se preguntó: “¿En qué se convertiría Venezuela si vuelven a tomar el Gobierno quienes (antes de su llegada al poder en 1999) mataron y torturaron?”.
“Todos debemos neutralizar estas corrientes de locuras”, exhortó al advertir que en la conspiración que denunció participan “algunos que gobiernan estados y municipios” y también “autoridades universitarias”, aunque no identificó a nadie.
“No podemos permitírselos”, subrayó e insistió en que incluso se registran “provocaciones” en recintos deportivos y en iglesias, con obispos expresando una “solidaridad automática con la burguesía inclemente, con un fascismo que no oculta su intención desestabilizadora”.
Lo que constituye un “contraataque imperial en plena marcha” en Venezuela, según el mandatario, también se expresa en “la militarización de Haití” tras el terremoto del pasado día 12 y en un reciente acuerdo entre Colombia y Estados Unidos para que soldados estadounidenses utilicen las bases militares del vecino país.
“Es el imperio yanqui tras la sonrisa y el rostro afrodescendiente” del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, pero “nosotros derrotaremos a la derecha y al fascismo” y “harán lo mismo” otros pueblos y Gobiernos, subrayó

Cuantos estan en Linea

reloj para mi sitio html clock for websites contador de usuarios online