sábado, 19 de diciembre de 2009

Venezuela denuncia "Golpe a la Carta de la ONU"

Venezuela con un dedo ensangrentado arma la de “San Quintin” al final de la Cumbre y denuncia “Golpe de Estado a la Carta de la ONU”
Venezuela, Bolivia, Cuba, Costa Rica y Nicaragua expresaron vivas protestas el sábado de madrugada en el plenario de la conferencia sobre el clima de Copenhague contra el acuerdo elaborado por jefes de Estado, por considerarlo “irrespetuoso” del procedimiento de la ONU.
Los países latinoamericanos intervinieron en el pleno de la conferencia, reunido a mitad de la noche, tras el discurso del representante del pequeño archipiélago de Tuvalu (océano Pacífico), que rechazó aprobar el texto propuesto.
En profundo desacuerdo con la propuesta, que hace alusión a un aumento máximo de la temperatura de 2º C, el delegado de Tuvalu, uno de los países más vulnerables a los efectos del cambio climático, la comparó “a un puñado de monedas para traicionar a nuestro pueblo y a nuestro futuro”.
Los pequeños países insulares militan porque el calentamiento se limite a 1,5º C para no verse sumergidos por el aumento del nivel del mar.
La representante de Venezuela, Claudia Salerno, consideró que la forma en que fue alcanzado este compromiso político, al que la mayoría de delegaciones no tuvo acceso hasta la apertura del plenario, representa “un golpe de Estado a la Carta de Naciones Unidas”.
“Nos lanza sobre la mesa dos papeles, después de que los líderes de varios países hayan dado ruedas de prensa para anunciar que había un acuerdo al que no hemos tenido acceso”, afirmó la delegada venezolana levantando un dedo ensangrentado para llamar la atención del presidente de la sesión.
“No vamos a decidir la vida de millones de personas en 60 minutos, no vamos a validar este documento“, afirmó el representante de Bolivia. “Estamos actuando de una manera dictatorial”, denunció.
Criticando el que el texto no recoja objetivos de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero ni compromisos precisos de ayuda financiera a los países en desarrollo, el delegado de Cuba denunció: “hace cuatro horas, el presidente (estadounidense Barack) Obama anunció un acuerdo que no existe”.
“el fracaso más vergonzoso y monumental que ha condenado a millones de personas en todo al mundo a un terrible sufrimiento”.
La Unión Europea había presionado por un acuerdo fuerte para limitar el calentamiento global a no más de 2,0 grados Celsius, lo que incluía duras restricciones a las emisiones de carbono de otros países industrializados como Estados Unidos.

Cuantos estan en Linea

reloj para mi sitio html clock for websites contador de usuarios online