miércoles, 21 de julio de 2010

Tomaremos casi la mitad de Globovisión y Mario Silva o Nolia entrarán en la Directiva

Chávez dijo la tarde de este martes “ven a mí que tengo flores” y anunció que en los próximos días la junta interventora del Banco Federal está obligada a designar un representante en la junta directiva de Globovisión.
Este anuncio lo hizo en el marco de la graduación de la segunda promoción de la Policía Nacional Bolivariana, celebrada en el Teatro Teresa Carreño.
Chávez resaltó que este anuncio producirá “piquiña” en los sectores opositores. Explicó que esto se produce debido a que Nelson Mezerhane, dueño del intervenido Banco Federal, tiene una participación en el canal opositor, por lo que la medida se orienta a buscar la representación de estas acciones.
“Mezerhane tiene una empresa que está intervenida que tiene el 20% de Globovisión, y otra empresa que tiene el 5,8% (…) sumando las 2 eso da 25,8 % (…) ahora en los próximos días la junta interventora del Banco Federal está obligada a designar un representante en la junta directiva de Globovisión (…) con 25,8% eso da derecho a nombrar un representante”.
Asimismo, dijo que también el Estado deberá recuperar el 20% de las acciones del canal Globovisión de Luis Teófilo Núñez, debido a su fallecimiento.
“Súmame 28,5%, más 20% y son 48,5% de Globovisión, compadre”, dijo en una alocución televisada, y remarcó que “nadie podrá decir” que su Gobierno está expropiando” a la emisora, una de las más críticas de su gestión.
El mandatario aclaró que el Gobierno tomará un 45,8 por ciento de las acciones totales de la televisora.
En este orden de ideas, Chávez propuso a Mario Silva, conductor del programa La Hojilla, transmitido por Venezolana de Televisión y también a Alberto Nolia, para sentarse en la mesa directiva del canal opositor.
El pulso de Chávez y Mezerhane
El pasado 14 de junio, día de la intervención del Banco Federal por la estatal Superintendencia Nacional de Bancos (Sudeban), que alegó problemas de liquidez, Mezerhane declaró a Globovisión que se encontraba en la ciudad estadounidense de Miami, y poco después se dictó orden de captura internacional en su contra.
Hace cuatro días, Chávez pidió a su colega de Estados Unidos, Barack Obama, que lo extradite porque “es un ladrón que “huyó con siete mil millones de bolívares (unos 1.600 millones de dólares), que es el total aproximado de los ahorros” de los clientes del banco, sostuvo.
Los depósitos de los 600.000 clientes del banco están siendo devueltos por bancos estatales con dinero público que Chávez ha advertido que será repuesto con bienes de Merzerhane.
Chávez ha dicho que Mezerhane tiene no menos de 300 empresas, incluida Globovisión, con las cuales “el Estado debe resarcirse” del costo de cumplir con los clientes del Banco Federal.
Tras pedir una ley que prohíba que empresarios puedan ser dueños de medios de comunicación, el gobernante dijo al inicio de mes que esperaría “un tiempito” antes de decidir el futuro de Globovisión, porque sus dueños “andan huyendo de la justicia” y se deben resarcir los recursos estatales.
Otro de los dueños de Globovisión, Guillermo Zuloaga, también ha sido declarado prófugo de la justicia y asimismo se encuentra en Estados Unidos, imputado por hechos vinculados a una empresa de vehículos en sociedad con un hijo suyo del mismo nombre.
La Fiscalía ha acusado al empresario televisivo y automovilístico y a su hijo de “usura genérica” y “agavillamiento” (asociación para delinquir) por acaparar vehículos para venderlos luego a precios superiores.

Cuantos estan en Linea

reloj para mi sitio html clock for websites contador de usuarios online