viernes, 25 de junio de 2010

MILITANTES DE LA UTOPÍA

Militantes de la utopia
Por: Jorge Amorin (*)
Los “políticos tradicionales” han intentado convertir el ejercicio de la política en simples transacciones, similar a la compra de pequeñas empresas por parte de los monstruos del monopolio. Se nos ha querido arrebatar la dignidad, la quimera, ese concepto utópico de Galeano que nos hace caminar los pasos que moldean la historia.
Al igual que en la economía liberal, donde se privilegia el capital por encima de lo humano, se nos ha querido ”vender” un modelo de ejercicio político denigrante, donde el Poder Popular es parte de las fantasías olvidadas de quienes a diario temen perder sus cuotas, sus espacios “ganados” a costa de las miserias humanas que los inundan, y derrumbar los liderazgos emergentes que se hacen visibles gracias a una Revolución transformadora que desde la raíz intenta convocar los ideales para romper los vicios del pasado.
Nosotros hemos decidido ir por el camino “políticamente incorrecto”, ese que nos hace militantes de la utopía, el que a costa de cualquier cosa desea empoderar a las comunidades organizadas. Donde un dirigente sea formado, donde la educación pase de ser conductista y se convierta en generadora de críticos que se multipliquen, que transforme el sistema que aun intenta seguir pervirtiendo y deformando los valores reales del ser humano.
Hemos dedicado la vida, y lo seguiremos haciendo, a la lucha revolucionaria, esa cuyo concepto se ve ligado a las fuerzas populares y al líder Hugo Chávez, esa revolución que aspira convertir la predica en realidad palpable. Que el concepto guevarista del hombre y mujer nueva sea renovador de esperanzas, sabemos que es difícil, pero la fuerza creadora de un pueblo, esa esperanza de triunfo, nos alienta cada día a seguir caminando, a seguir peleando, porque nuestro grito no será al aire, no será en vano, nuestro grito será de victoria con la frente en alto y la mirada limpia.
La contra seguirá comprando, seguirá fustigando, seguirá amenazando y azotando, pero somos más, somos aquellos que inundados de Bolívar, de Sucre, de Miranda, de Martí, de nuestros indo-americanos, impondremos con valor la esperanza de un nuevo mundo y romperemos las cadenas de los viejos conceptos. Allí será el día donde cada uno de nosotros, militantes de la utopía, concretemos las ideas y las luchas para alzar triunfantes las banderas de libertad.

(*) Candidato al Asamblea Nacional, PETARE

Cuantos estan en Linea

reloj para mi sitio html clock for websites contador de usuarios online